Cámaras de video-vigilancia en una comunidad de vecinos

Cámaras

Todos conocemos comunidades de vecinos que han optado por instalar cámaras de vigilancia y así aumentar la seguridad de los propietarios, pero ¿cuál es el procedimiento correcto a seguir?

La instalación de las cámaras estará justificada siempre y cuando su único fin sea el de la seguridad y se haya dado con anterioridad algún tipo de acto vandálico reiterado.

En primer lugar, el acuerdo deberá ser aprobado por tres quintas partes del total de propietarios o tres quintas partes de las cuotas participativas, como así lo establece el artículo 17.3 de la Ley de Propiedad Horizontal, a no ser que sea un complemento de un servicio ya existente, como por ejemplo, controladores o seguridad privada, siendo necesaria en este caso una mayoría simple.

El uso de este tipo de seguridad debe de estar en consonancia con la Ley Orgánica de Protección de Daos (L.O.P.D)  y la Agencia Española de Protección de Datos (A.E.P.D).

La responsabilidad del fichero de vigilancia recaerá sobre el presidente de la comunidad, y con cada renovación del cargo se tendrán que actualizar los datos de acceso al equipo de grabación y el documento de seguridad. Dicho documento, deberá contener un registro de incidencias, las obligaciones y funciones con acceso al fichero y los procedimientos necesarios para garantizar su seguridad.

El presidente también tendrá la obligación de designar a los usuarios que tendrán acceso a las grabaciones (como por ejemplo, el conserje), así como informar de sus deberes en el ámbito de la seguridad.

Uno de los deberes principales a la hora de establecer este tipo de medidas es el de informar de la grabación de imágenes, y para ello tienes que colocar distintivos en los accesos y tener impresos para todo aquel que esté interesado, en el que quedarán plasmados sus derechos y el responsable del fichero.

Además, será de carácter obligatorio registrar los ficheros en la A.E.P.D.

En cuanto al tiempo de conservación de las imágenes, ronda entre los siete y los treinta días, y aquellas que manifiesten un delito estarán solo a disposición de los organismos competentes, como los tribunales o las Administraciones Publicas.

Por último tienes que saber que, al ser por motivos de seguridad, sí es posible la grabación de personas menores de edad sin consentimiento, siempre y cuando al tratar o distribuir las imágenes se cuente con la aprobación del menor (si tiene más de catorce años) o de sus responsables legales en el caso contrario.

 

 

Summary
Review Date
Reviewed Item
Cámaras de video-vigilancia en una comunidad de vecinos
Author Rating
51star1star1star1star1star
The following two tabs change content below.
Economista y Administrador de Fincas en Valencia. Experto en Gestión inmobiliaria, alquileres así como Asesoría fiscal.

Un pensamiento en “Cámaras de video-vigilancia en una comunidad de vecinos

  1. juanmi

    Dado que las cámaras son una mejora y no un servicio esencial de la comunidad ¿Los vecinos que se opongan han de pagar ese gasto?

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *